domingo, 22 de junio de 2014

Peugeot 505 Turbo (1985) - Otto Mobile 1/18

El Peugeot 505 es un vehículo del segmento D, fabricado por la casa francesa entre 1979 y 1992, sucesor natural del 504, y que fue además ensamblado en otras locaciones como ser España, Mexico, Chile, Australia y también en Argentina por la firma Sevel.



En nuestro país, se produjo en ambas fases, la segunda a partir de 1986 (conocida como Gamma) que incorporaba notables cambios en el interior, con un tablero mucho más sofisticado y de gran calidad, junto con el rediseño de faros traseros y una pasada en limpio del frontal.

Con mecánicas de nafta y diesel, la única que se vendió aquí dotada de turbo fue ésta última, mientras que la naftera fue el primer lanzamiento nacional de un motor a inyección.

El modelo que hoy nos ocupa, un 505 Turbo Injection si bien como comenté no se produjo aquí, tiene rasgos exteriores muy similares a los 505 Injection autóctonos, un vehículo muy deseado en su época por su gran confort y completísimo equipamiento, pilares del prestigio que Peugeot supo ganarse con sus productos desde sus comienzos en el país.


La Miniatura

La marca Otto Mobile surgió hace poco tiempo en Francia y se dedicó a modelar autos de calle franceses en 1/18, centrándose principalmente en aquellos más admirados o deseados de marcas generalistas como Renault, Peugeot, Citroen, etc, por eso encontraremos solo las versiones tope de gama de cada una, es decir Turbos, GTi´s etc.



Es mi primera incursión en la resina en 1/18.
Desde ya les digo que hay que ser open mind, y vencer ciertos prejuicios que ya escuché mas de una vez cuando sale el tema con esta marca.
El primero, es referido a su material, algo así como que "si no es de metal no vale".
Nada más alejado de la realidad.



Otro de los prejuicios es en relación a las aperturas.
Es cierto que son interesantes, y yo las destaco (y agradezco) cuando las tiene.
Pero por otro lado se logran líneas más fluidas y mejor terminación cuando no las hay.
Y con una mano en el corazón, cuántas veces las abrimos o bien cuántos de nuestros modelos lucen en la vitrina, no digo con todas, pero con al menos una de ellas abierta?



A todo esto, el 505 me ha sorprendido gratamente.
Lo que acabo de apuntar es claramente visible en esta foto.
Entre la pintura, aplicada con maestría, hasta el molde y sus líneas dan la apariencia de estar ante el vehículo real. No me canso de mirarlo.



Las ruedas están excelentemente reproducidas, los neumáticos son de goma con el dibujo correcto, aunque fiel a la tendencia general carecen de marca en sus flancos.



La trompa está muy bien lograda, la parrilla es de fotograbado al igual que el león del emblema, completando con ópticas y faros de posición de gran calidad.



La trasera es su ángulo más vistoso, con la zaga luciendo ese famoso alerón sobre la tapa del baúl, completando la imágen los faros que corresponden a la Fase 1, a mi gusto mucho más linda que la siguiente, pues respeta el diseño original de Pininfarina.



Las ventanillas son de un material más fino y transparente que el acrílico que vemos normalmente en cualquier diecast, lo que le otorga una cuota mayor de realismo visual.



El interior, pese a que no tiene apertura de puertas, es otro de los fuertes del modelo pues está replicado con esmero hasta el más mínimo detalle.
Solo hay que buscar el ángulo en que la luz penetre de forma tal que se pueda apreciar correctamente.





Esta última vista, termina de dar una idea general del modelo, principalmente del brillo y tersura de su pintura, a punto tal que cuesta encontrarle defecto alguno.





Con el tiempo, y luego de este debut incorporé algunos modelos más de esta marca que ya iré mostrando.
Más allá del debate acerca de su material, lo cierto es que no hay otra posibilidad de hacerse con un 505 a 1/18.
Por mi parte entonces, bienvenido sea.


17 comentarios:

  1. Me simpatiza mucho Otto ya desde su idea original, esa especie de agrupación de coleccionistas que saben lo que quieren y con gran tino dan al gusto popular lo que los fabricantes se niegan sistemáticamente a dar.
    Basta ver su catálogo para ver que modelazos nos dejan. (Y que las otras marcas le dan la espalda para fabricar vaya a saber OTRO americano más de los 60s)
    El Peugeot exquisito, así sin más, todo lo que uno espera de un 505, ni más ni menos, yo por mi parte agradezco a IXO que me dejó tener el mío.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ese es justamente el encanto de esta marca, ocupa un nicho prácticamente inexplorado, mucho más mundano y más identificable con lo que uno ve a diario en la calle.
      Ojalá sigan en ese rumbo.

      Eliminar
  2. Exactamente, es muy encomiable lo que hicieron los de Otto, llegan a realizar modelos a sugerencia del público (nosotros en España les hemos pedido algunos a través de un foro donde participo y así tenemos varios SEAT clásicos y exclusivos de nuestro país a escala 1:18, algo impensable en otras marcas fabricantes de modelos).

    Lo malo es la especulación que acarrean estas tiradas tan cortas y especiales. Así, estos modelos que suelen salir por solamente 50 o 60 euros (o al menos esto era así hasta no hace mucho) se agotan incluso antes de salir a la venta pues se reservan por parte de los miembros del Club Otto... y no queda casi nada para gente de fuera.

    Es una locura, he visto acabar en Ebay hace poco un Clio Williams por 350 euros...

    Por otro lado, ellos mantienen mucho feedback y anuncian con mucha antelación (de más de medio año) los modelos que van a sacar y explican la forma en que los hacen, yendo a escanear personalmente los originales con su escaner 3D.

    A mí no me importa lo de la resina ni que no abran nada, en algunos casos (como en este Peugeot 505) consiguen reproducciones fantásticas de coches que eran muy familiares para nosotros, aunque también han hecho algunos "supercars".

    Y es que se nota mucho cuando los que se dedican a estos temas son apasionados también del automóvil y aficionados como nosotros.

    Larga vida a Otto!! Saludos!


    p.d. en España hemos tomado el testigo y ya hay alguna marca que hace lo mismo que estas personas, aunque salen algo más caros.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sabía eso de que escuchaban al público, es otra gran virtud de la marca entonces.
      Respecto a las tiradas no estoy tan de acuerdo, pues como bien apuntas lo avisan con antelación, y si te interesa no tienes excusas de perderlo, pues hacerte del Club Otto es gratis e insume solo 5´, de hecho yo lo soy, además los precios son realmente buenos, cuestan lo mismo que un Minichamps 1:43, un valor casi irrisorio en comparación.
      Despues especulación siempre hubo y la habrá, pasa con otras marcas también, incluso de tiradas mayores.
      Pero aun pagando un plus, como me pasó en este caso con el 505 que compré a un alemán, siguen siendo valores razonables, sin contar claro la locura del Williams que no es la regla sino la excepción.
      Larga vida a Otto sí señor!
      Saludos

      Eliminar
    2. Te aseguro que la especulación que yo he visto con esta marca no la he visto con ninguna otra.
      Y lo de que cuestan como un Minichamps... debe ser en Argentina!

      Saludos!

      Eliminar
    3. No entiendo tu última oración, lo de que cuestan como un Minichamps es 100% cierto, yo pagué el Renault Fuego de Otto solo 44 Euros si mal no recuerdo, y no en Argentina precisamente sino allí en el Club Otto, te pregunto, consigues la Fuego de Minichamps en 1:43 por esa plata?
      Saludos!

      Eliminar
    4. Yo no dudo de tu precio, Julián, pero mucha gente quedó quemada de ver que los especuladores reservaban los coches en el club y nada más tenerlos los ponían a la venta (según modelos) engordados un 25 o 30% más. Esto ya supone unos 80 euros y eso ni de lejos es el precio de un Minichamps normal.

      Ese Fuego tuyo acá se podía poner a 100 euros, ahora ya menos por la crisis.
      En cuanto al Fuego tú dijiste un Minichamps, no un modelo en concreto. Escrito está.

      Saludos!

      Eliminar
    5. p.d. haz una búsqueda ahora del Fuego de Otto, pero mejor siéntate no sea que te caigas de la impresión cuando veas los precios... no son precísamente 44 euros. Esto corrobora lo que te digo de la especulación, sin valerlo el modelo.

      Eliminar
    6. Bueno pero eso de alguna manera es la ley del mercado, cualquier modelo (no solo Otto) que empiece a escasear cotizará alto, la culpa no es de los especuladores sino de quienes lo convalidan comprándoles, es decir los coleccionistas (mal que nos pese), aunque nosotros no entremos en ese juego lamentablemente hay otros que no reparan con tal de hacerse del modelo deseado, ya sea para su colección o bien redoblando la apuesta especulativa para tiempo después revenderlo aún más caro. Hay de todo en este mundo...
      Saludos!

      Eliminar
    7. Eso está claro, el mercado manda.

      Saludos!

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  4. está lindo el yeyo,
    yo hace rato le abrí la puerta a la resina y coincido con todos los comentarios.
    y brindo por otto, con sus modelos "de diario".
    del modelo, lo que más me llama la atención es la "naturalidad", se lo ve como un auto real en chiquito.
    la suavidad de las aperturas ciegas se hace notar no sólo en las franquicias inexistentes sino en los planos sin interrupción y el aspecto de la pintura.
    me encantó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso de la naturalidad es lo que más me impresiona a mí también, en mano se ve tan real que parece que hubieran encogido el auto real, ni más ni menos, y hasta da miedo manipularlo por ese motivo.

      Eliminar
  5. Excelente, hasta me hizo dudar si las fotos no se las sacaste al 505 del vecino, ese que lo saca sólo para pasear los domingos. El color de perillas!
    La resina hace años que convive en mi vitrina con el diecast (y el plástico); todos son bienvenidos.
    Abrazos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Viste? es increíble el nivel de realismo que tiene.
      Yo también hace rato tengo modelos de resina en 1:43, algunos ya mostré aquí, pero éste fue el primero en la escala grande, y realmente colmó mis expectativas.
      Abrazo!

      Eliminar
  6. Alucinante este Otto, yo lo conocía pero solo de verlo en la vidriera de una tienda de hobbies de Capital, el R18 Turbo es otro joyita.
    Lo de las aperturas coincido 100%: para que queres que las tenga si no te vas a subir a manejar este 505 ? :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, realmente esta muy bueno este modelo, y el R18 también, y dan aún mejor impresión en mano.
      Saludos!

      Eliminar